El Lobo mordió en Avellaneda

RojoGIm

En el estadio Libertadores de América, Gimnasia se llevó un triunfo que le renueva las esperanzas de cara al futuro. El “Lobo” le gano como visitante a Independiente (0-1) y se ilusiona con mantener la categoría. El “Rojo“, sin embargo, entró en un espiral de derrotas que pone en jaque su clasificación a las copas del 2021.

No lo pudo liquidar antes: Los errores defensivos severos de la defensa de Independiente, sobre todo en el primer tiempo, dieron la oportunidad al “Lobo” de ponerse en ventaja en diversas situaciones. Pérez García, a pesar de hacer un discreto partido, fue quien más desaprovechó las oportunidades que se le presentaron. El equipo de Maradona penó por los desaciertos en la definición y no logró resolver el partido en cuanto se le presentó la oportunidad, hasta la última jugada, donde apareció Erik Ramírez para darle una victoria in extremis al equipo de Diego Maradona.

Andrés Roa: el colombiano y exHuracán fue lo mejor del equipo local dentro de lo malo y poco que mostro el equipo de Lucas Pusineri. Con intensidad fue quien hizo de los ataque de Independiente un peligro para el arco de Gimnasia y supo manejar, además, las transiciones entre defensa y ataque. A pesar de errar en varios ocasiones pases a sus compañeros fue el único que se llevo los aplausos en el equipo local.

Mal partido de los experimentados: En un independiente lleno de juveniles, los más grandes están desconcertados y no encuentran el nivel que en algún momento supieron tener. Sánchez Miño, Silvio Romero, B. Romero,  o el mismo Fabricio Bustos, distaron de tener un nivel digno en este partido. Y su flojo desempeño eso se hizo notar en la poca capacidad para crear jugadas de gol durante todo el partido. El Rojo, a pesar de ser más incisivo que Gimnasia con la pelota, nunca logro inquietar el arco de Brown.

Victor Ayala: El “paraguayo” logró agarrar la manija del equipo y se lo notó activo dentro del mediocampo del “tripero”.  El exLanus es una pieza clave del equipo platense y le devuelve con creces la confianza al Cuerpo Técnico. En esta oportunidad, fue el dueño de los avances del visitante y de los tiros que llevaron peligro al arco local.

Un partido de flojo nivel: Ni Independiente ni Gimnasia lograron generar un futbol vistoso ni mucho menos a acorde a lo que se espera de un equipo de primera división. Los dos equipos erraron en los pases y nunca pudieron hilvanar jugadas de ataque con claridad. Las (pocas) que tuvieron fueron productos de errores propios del rival. Sin embargo, la suerte jugó para el “Lobo”, ya que en la última jugada del partido efectuó una buena contra a partir de Franco Mussis (y Pérez García) que logró conectar el delantero Ramírez para el triunfo agónico del equipo platense.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s